El dirigente de la Asociación Campesina para el Desarrollo del Alto Sinú - Asodecas- Yilmer Cartagena fue secuestrado y asesinado en Carepa, Antioquia.

El 10 de enero de 2016, en horas de la tarde, el dirigente campesino y defensor de derechos humanos José Yimer Cartagena Úsuga, quien fuera vicepresidente de ASODECAS, se desplazaba de la vereda el Cerro hasta el casco urbano del municipio de Carepa.

En el punto conocido como La Petrolera del municipio de Carepa, Antioquia, José Yilmer fue abordado por un grupo de desconocidos que se trasladaban a bordo de una camioneta blanca, quienes lo obligaron a subirse al vehículo. Además, advirtieron a la comunidad de no dar aviso a nadie sobre lo sucedido y partieron con rumbo desconocido.

En la mañana del 11 de enero de 2017, agentes de la policía del municipio de Carepa – Antioquia informaron al defensor de derechos humanos Andrés Chica que en la morgue de esa municipalidad se encontraba un cuerpo sin vida.

Integrantes de la Comisión de Derechos Humanos de Marcha Patriótica y familiares de José Ymer se dirigieron hasta las instalaciones del la morgue del hospital del municipio de Carepa – Antioquia en donde hallaron el cuerpo sin vida del dirigente campesino.

Asodecas es una organización campesina que desde hace muchos años ha adelantado diferentes mecanismos reivindicativos de DD.HH, uno de ellos la Acción Humanitaria en Crucito los días 26 y 27 de abril del 2013. Participó del Gran Paro Nacional Agrario concurrido en agosto del 2013 y producto de ello, las negociaciones mediante la Cumbre Agraria Campesina Étnica y Popular y el gobierno nacional permitieron que se avalara e implementara un proyecto de economía campesina que está en curso en el territorio del Alto Sinú y San Jorge. Dentro de su radio de acción está la vereda Gallo del corregimiento de Crucito, lugar escogido como ZVTN, que para el momento a 5 kilómetros de la misma están pre agrupados integrantes del frente 58 de las Farc-Ep.

El 27 de junio del año anterior la ASCSUCOR emitió una denuncia pública en donde ponía en evidencia el grave riesgo en que se encuentran los dirigentes campesinos, líderes sociales, defensores de DDHH del sur de Córdoba. Pese a ello, el gobierno colombiano hizo caso omiso a los riesgos latentes. Paramilitares continúan amenazando líderes campesinos en Córdoba.

El Sistema de Alertas Tempranas emitió un S.O.S. el 23 de noviembre del 2016 mediante el Informe de Riesgo No 037-16, de inminencia donde alertaban el riesgo y posibles hechos luctuosos contra los activistas de ASODECAS. Ante éste, las autoridades competentes tampoco reaccionaron.

Por Asociación Campesina para el Desarrollo del Alto Sinú –ASODECAS

“Cada poema y cuento es un puerto donde he transitado, es un árbol que me ha oxigenado, es un faro que me alumbra la senda por donde sigo avanzando”. La voz de David Ravelo es fuerte y optimista a pesar de que son ya 2.252 días los que lleva encarcelado. Un “¡qué alegría verles!” y un abrazo fuerte que nos regala cuando le visitamos dan paso, en seguida, a leernos orgulloso los cuentos y poemas que las horas sin reloj le hacen convertirse en un auténtico narrador de historias.

Sus historias hablan de la constancia, de la injusticia, de la añoranza, de la esperanza…, y mientras se adentra en sus pensamientos más íntimos, un murmullo ruidoso de personas y platos revolotea alrededor del pequeño espacio donde se halla -que hace las veces de oficina, pasillo y entrada de la cocina- para devolverle a la realidad irreal que habita desde hace seis años.

Le encontramos sentado bajo una pequeña librería que cuelga de la pared y que ha ido recopilando a lo largo de los años, y frente a un computador portátil con quien confiesa sus más íntimos pensamientos. Sonríe, su piel es tersa y su frente brilla. Recién operado de unas cataratas, sus ojos reflejan felicidad por disfrutar, de nuevo, con las palabras que cada día hila con dedicación y constancia. La cárcel no le ha impedido dejar de cultivarse ni construirse. A cada rato se reúne con autoridades, funcionarios, sindicalistas, defensores y defensoras de derecho humanos… Y con toda la gente proyecta, crea, imagina, resuelve, estudia, medita, dialoga… Demasiados verbos que se amontonan entre los muros altos y sin ventanas de su patio -una palabra que miente y engaña a quien está bajo su techo y donde el aire, removido por un ventilador que no ventila, se hace denso por momentos hasta asfixiar el alma.

Este defensor incansable de los derechos humanos lleva seis años sin ver la luna y se pregunta, casi angustiado, si aún conserva la luz con la que la recuerda. “¡Pues justo anoche estaba llena, David, y brillaba radiante desde lo alto, reflejándose traviesa en el Magdalena Medio y saludando al universo con una de sus sonrisas!”, le digo sin decirlo en voz alta mientras empatizo por lo jodido que tiene que ser estar tanto tiempo encerrado como preso político. Pero enseguida cambia de tema, como si la costumbre de los días hicieran perder el sentido de lo que hay fuera, y conversamos de Séneca, Neruda, Marcos Ana, Almudena Grandes, Lenin, Viktor Frank… Leer y escribir se han convertido en su yoga constante que le sirve para sacudir la injusticia en la que vive, y quizás por ello no se muestre triste, ni frustrado, ni enfermo de libertad.

Aunque no por ello, a veces, se sienta de color gris. Como este pasado ocho de diciembre, que ya ha sido el séptimo que no lo pasa con su familia (un día especial para Colombia en el que se celebra “la noche de las velas” para conmemorar el dogma de la Inmaculada Concepción de la Virgen María y el inicio de la festividad navideña). Lo dice su agenda que él mismo se ha creado donde apunta los detalles de su cautiverio convertido ya en un número de cuatro cifras. Y frunce el ceño y su boca fina, y exclama: “¡estoy entre rejas sin pruebas porque la Fiscalía demostró que la que tienen contra mí mintió!”.

David no duda de su libertad, lo que le da ánimos para continuar en su aguante y en su actitud positiva frente a la vida porque “vivir es sufrir, pero sobrevivir es encontrar el sentido al sufrimiento”, parafrasea con una sonrisa digna de admiración que apunto rápido en mi libreta cual consigna y subrayo para no olvidar.

David se empeña en seguir construyendo la paz incluso entre rejas. Ha presentado un proyecto al centro penitenciario con tres artistas que quiere desarrollar entre sus compañeros y para el que está buscando fondos. Pretende abordar un área psicosocial; otra productiva, creando una panadería; y otra artística en la que quien quiera pueda desarrollar la curiosidad y la imaginación en pro de la paz colectiva. Y como si el propósito le hubiera brotado en ese mismo momento, David explica sus ideas, pero sin ser suyas solamente, porque lo que busca es avanzar en comunidad.

Él, incansable, nos sigue leyendo. Quiere desvelarnos la introducción de “Viaje desde el fondo de la incertidumbre”, un libro que narrará su biografía y que comienza cerca de Mompóx, en una casa de techo de palma y paredes de barro, donde su mamá se empeñó en darle a luz, incluso bajo el pronóstico del médico que le aconsejó que ni siquiera se quedase embarazada. Pero David sonríe al pensar en ese médico y en su confundida afirmación para dar a entender que él no es alguien que haga caso a las señales imperfectas y que prefiere, por el contrario, seguir su propio rumbo incluso a contracorriente, así tenga la presión y la fuerza como la del río Magdalena a su paso por Barrancabermeja.

Se acerca la hora del almuerzo y un olor a guiso rico sale disparado de la cocina y nos rodea, recordándonos que quizás ya es hora de marcharnos. No sé cuánto tiempo hemos estado conversando, medir el tiempo sin reloj es incierto, y aunque pudiera parecer que ahí dentro -entre esos muros altos y sin ventanas donde el aire se condensa y parece solidificarse- el tiempo no importa, la libreta de David revela que sí, que los días se hacen eternos mientras esperas lo inesperado.

Quiero seguir escuchando sus historias. No me quiero marchar. Incluso el calor, que ya ha conseguido que mi ropa se me pegue por todos lados, no me resulta incómodo. Ni siquiera he terminado el tinto (café) que un amable compañero de celda me ha servido, y hasta el ventilador que antes me parecía no ventilar, ahora siento que hace su función y casi que me agrada. Pero es hora de despedirnos, aunque ya quiero volver.

Y volveremos, como cada semana venimos haciendo durante tus años en prisión, para visitarte, compartirnos y hacer que tus 2.252 días también sean los nuestros, David.

Silvia Arjona Martín (Brigadista en PBI Colombia)

 

El Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado (Movice) denuncia ante la comunidad nacional e internacional la crítica situación de riesgo en la que se encuentra el compañero Rodrigo Ramírez, integrante y líder del capítulo Sucre del Movice, miembro del Comité Permanente por la defensa de los Derechos Humanos (CPDH) y de la Unión Patriótica (UP).

HECHOS

1. El día de hoy, 14 de diciembre de 2016, alrededor de las 9:00 am, Rodrigo Ramírez, integrante del capítulo Sucre del Movice, se disponía a atender una reunión con la población de Colosó, por lo cual iba acompañado del esquema de seguridad de su compañero Argemiro Lara, también integrante del movimiento.

2. En el momento de salir de su residencia, se acercan a su vivienda dos sujetos, cada uno en una motocicleta.

3. Uno de ellos saca un arma con la clara intención de atentar contra la vida de Rodrigo Ramírez.

4. Frente a esta situación, el escolta reacciona accionando su arma contra los agresores, resultando herido el que empuñaba el arma contra Rodrigo.

5. El agresor herido abandona su motocicleta, sube a la de su compañero y ambos emprenden la huida.

6. La motocicleta abandonada no tiene placa.

CONTEXTO

El Movice viene denunciando en el último mes el agravamiento de las condiciones de seguridad y de las situaciones de riesgo que afrontan los defensores de derechos humanos del departamento de Sucre, a tal punto que se ha configurado una crisis humanitaria por la situación de inseguridad y la inacción de las autoridades locales.

Esta situación está precedida de varias amenazas también denunciadas por el Movice [1]: el asesinato de un joven en la finca La Alemania y un atentado en contra del compañero Argemiro Lara [2]. en es sentido,seguimos insistiendocon vehemencia que lasituación de riesgo es muy crítica, dado que no hay garantía alguna para la vida de las y los defensores de derechos humanos en el departamento.

Alertamos a las autoridades nacionales, departamentales y municipales para que atiendan de manera PRIORITARIA y URGENTE la grave crisis humanitaria por la que está pasando el departamento.

EXIGIMOS

1. Al Estado colombiano, en particular a la Unidad Nacional de Protección y a la Policía Nacional, que tome acciones URGENTES para garantizar los derechos a la vida y a la integridad física de RODRIGO RAMÍREZ y de todas las personas amenazadas por estos grupos neo-paramilitares en el departamento de Sucre. De igual forma, a la Defensoría del Pueblo, para que estudie la situación de riesgo que se vive en el departamento y alerte a las autoridades competentes para que tomen acciones que permitan prevenir estos hechos. 

2. A las autoridades judiciales, que investiguen los hechos, de manera que se individualice y judicialice a los responsables de estos atentados. Especialmente a la Fiscalía General de la Nación, para que determine el plan sistemático que se está presentando en el departamento de Sucre contra defensores de derechos humanos, reclamantes de tierras y líderes sociales.

3. A la Comisión Nacional de Garantías de Seguridad, que avance de manera prioritaria en el diseño de políticas que permitan desmontar de manera eficaz las redes paramilitares que atentan contra la vida de defensores de derechos humanos, y se garantice la protección a su vida e integridad.

4. A la comunidad internacional, que haga un ejercicio de veeduría e interlocución con el Estado colombiano de manera que se implemente rápidamente el acuerdo de La Habana, en particular, los puntos que garantizan la seguridad de líderes sociales y defensores de derechos humanos.

 

Se dirige a

JUAN MANUEL SANTOS

Presidente de la República de Colombia

Casa de Nariño: Carrera 8 No.7-26;

Edificio Administrativo: Calle 7 No.6-54. Bogotá, Colombia

Conmutador: (57 1) 562 9300(57 1) 562 9300 

Fax: (+57 1) 566 20 71

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

GERMÁN VARGAS LLERAS

Vicepresidente De La República De Colombia

Carrera 8a No. 7-57.

Conmutador (57 1) 562 9300(57 1) 562 9300

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

LUIS CARLOS VILLEGAS

Ministro de la Defensa

Avenida El dorado con carrera 52 CAN Bogotá D.C.

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

JUAN FERNANDO CRISTO

Ministro del Interior

Sede Principal La Giralda: Carrera 8 No. 7 – 83 Bogotá, D.C.

Sede para correspondencia - Camargo: Calle 12 No. 8 - 38 Bogotá, D.C.

PBX: (+57) 1 242 74 00(+57) 1 242 74 00

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

JORGE EDUARDO LONOÑO ULLOA

Ministro de Justicia

Calle 53 No. 13 - 27 - Bogotá, D.C.

PBX: (+57) 444 3100 Ext. 1820

Línea de Atención al Usuario: 01-800-09-11170

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

CARLOS ALFONSO NEGRET MOSQUERA

Defensor del Pueblo

Calle 55 # 10-32, Bogotá

Fax: (+57 1) 640 0491

e- mail Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 

 

PROCURADURÍA GENERAL DE LA NACIÓN

Carrera 5ª nro. 15 - 60 (Bogotá)

Fax: (+57 1) 342 9723 – 284 7949 Fax: (+57 1) 342 9723

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo., Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

FISCALÍA GENERAL DE LA NACIÓN

Tel: 091 – 2871960

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

COMITÉ INTERNACIONAL DE LA CRUZ ROJA EN COLOMBIA

Diagonal 46 No. 15 B – 07

Teléfono: (+57 1) 245 1048

Fax: 232 06 38 - Confirmación 232 14 77

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

OFICINA DEL ALTO COMISIONADO DE LAS NACIONES UNIDAS PARA LOS DERECHOS HUMANOS

Calle 114 No. 9-45 Torre B Oficina 1101

Edificio Telepate Bussines Park – Bogotá, Colombia

Teléfono PBX (57-1) 629 3636(57-1) 629 3636 (57-1) 629 3636(57-1) 629 3636

Fax: (+57 1) 629 3637

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

DIEGO MORA

Unidad Nacional de Protección

Tel. 4269800 ext. 9377 – 9074

 

[1] http://www.movimientodevictimas.org/?q=content/denuncia-p%C3%BAblica-grave-situaci%C3%B3n-de-amenazas-defensores-de-derechos-humanos-en-el

[2] http://www.movimientodevictimas.org/?q=content/denuncia-p%C3%BAblica-se-agrava-la-crisis-humanitaria-en-el-departamento-de-sucre

 

Las organizaciones convocantes a la Audiencia Pública “Persistencia del paramilitarismo: sin garantías no hay paz sostenible”, realizada en el Salón Boyacá del Congreso de la República el pasado viernes 15 de abril de 2016, rechazan las amenazas que se presentaron los días posteriores contra los sindicalistas que intervinieron en el marco de la Audiencia por parte de Aspu, Sintraunicor y Ajucor, así como los señalamientos contra Iván Cepeda por parte de las Autodefensas Gaitanistas a través de un panfleto.

Leer más...

La Europa es una finca ubicada en Ovejas (Sucre) uno de los quince municipios que hacen parte de la subregión de Montes de María, que comprende parte de los departamentos de Sucre y Bolívar. La región ha tenido históricamente vocación agropecuaria y bovina y ha estado caracterizada por una conflictividad histórica por el uso y apropiación de la tierra entre grandes latifundistas, terratenientes, campesinos y Estado.

Leer más...

Vamos por la paz